Tus Valoraciones.

Sin duda alguna desde nuestros inicios en 1998 nuestro objetivo ha sido fomentar la gestión y conservación del patrimonio biológico de las regiones tropicales, al igual que promover la investigación e impartir enseñanzas teóricas y prácticas sobre el manejo de fauna.

Si pero ¿tú qué opinas? Cuéntanos  sobre nuestra Formación.

Rafael Mónico. Mallorca.

Hola! Me llamo Rafael Mónico, soy de Mallorca y estudié biología en la UIB.


Hice el curso de BI en Kenia este septiembre y ha sido una experiencia que no olvidaré nunca, como un sueño hecho realidad.

 

Es impresionante ver a los grandes mamíferos y contemplar la inmensa sabana y sentirse conectado a estos paisajes.


Cada día me levantaba con más ilusión y ganas de aprender y ver cosas nuevas.

 

Todos los medios y el profesorado fueron excelentes.

 

Estuvimos de lujo, comimos como reyes e hicimos amigos para toda la vida.

Gisel J. Vado. Nicaragua

Me encuentro en la amazonía peruana, en el centro de rescates de manatíes. Gracias al BI pude conocer de este maravilloso lugar.

 

Durante mi estadía he aprendido todo sobre el manejo y cuidado de esta especie amenazada a la extinción.

 

Además de poder trabajar en favor de la protección de la especie he podido recorrer y navegar por diferentes sitios del amazonas, sorprendiéndome cada día mas.

 

Sin duda me he enamorado de este lugar, por donde quieras que veas siempre encontrás un hermoso paisaje que admirar."

 

 "Vivir aquí es y será una experiencia para no olvidar jamás.


Marcos M. Ferreyra y Lina Gomez.


Poder ser útil en algo que te apasiona creo que es una de las mejores satisfacciones personales.

 

La valoración final te las puedo dar en cada ámbito pero personalmente, como te decía...

 

Ser Útil en un bienestar con pasión y mucho amor es una satisfacción personal que nada ni nadie te la puede comprar. Ya que es solo la vocación lo que se ve, y no tiene una intención de recibir algo,  sino la satisfacción en las miradas de cada animal al agradecerte en diferentes puntos, como recreación ambiental, salud, o simplemente una caricia.

 

Joana Vilanova Llompart y los elefantes...

Hice el curso de Tailandia nº88 (Elefantes de la selva y su biodiversidad). Me cuesta poder encontrar las palabras para explicarme, resumido diría que fue un viaje alucinante.

 

Visitamos tres grandes parques naturales y fueron una pasada. Lo mejor para mí fue Khao Yai, debido a la gran extensión que posee. Referente a las reservas de elefantes, fuimos a dos y tenían contacto directo con los elefantes, inolvidable!

 

Visitamos muchos otros lugares, ya que es un curso de sólo 10 días, pero muy intenso y que recomendaría a todo el mundo!

 

Nuestros profesores-amigos-guías del IBT fueron Sonia, Paco Bonilla y Moo, no los cambiaría por nada.

 

Han sido 10 días que nunca olvidaré, por todo lo que he visto, por todo lo que hemos vivido, por todo lo que he sentido en mi interior, por los bailes, por las risas, por los amigos que he hecho .... por todo! Tailandia es precioso y la gente de allí siempre, pero siempre, te sonríe.

Lola Cano y su amor por la selva.

 

Yo estuve hace unos años en Venezuela con BI y, os aseguro, que en esos días viví lo que normalmente no se vive ni en años. Porque lo que aquí es despertarse, allí es nacer en un amanecer paradisíaco.
Lo que aquí es una siesta en el sofá, allí es un placentero descanso sobre hamacas de colores tejidas a mano.
Lo que aquí es respirar, allí es absorber el estado más puro de la madre naturaleza.
Lo que aquí es un paseo, allí es una constante observación de fauna salvaje a tu paso.
Lo que aquí son gorriones, mirlos, lagartijas, jabalíes y carpas, allí son ibis, oatzines, iguanas, delfines de río, osos hormigueros y capibaras.
Y lo importante que es para nosotros tener el mejor Iphone, para ellos lo es alcanzar el mejor fruto de un árbol.
No es menospreciar nuestro país, que es maravilloso y en el que también podemos encontrar la naturaleza en su máxima expresión con una gran diversidad de fauna magnífica. Pero es que no se puede comparar… sencillamente porque lo que aquí es sierra, allí es SELVA.

 


María Graciela Rojas una joven Apureña formo parte del manejo de fauna silvestre Y comenta la experiencia vivida.

 

Soy estudiante de biología, recientemente hice el curso de manejo de fauna silvestre en Apure, Venezuela (mi país siempre con tanto paisaje y tanta fauna fuera de serie jeje)... les advierto que las palabras no siempre son suficientes para describir la experiencia de estar una semana en el llano venezolano teniendo contacto directo con tantos animales hermosos en su ambiente natural.

 

Antes de llegar, antes de si quiera salir de nuestras casas y emprender el viaje ya se podía sentir la buena vibra de toda la familia BI era que estaba esperándonos. Desde el primer momento hubo una energía muy positiva en el ambiente, estoy segura que todos ahí pudimos sentirla, desde los profes que se mostraron mucho deseo de enseñar y nosotros mucho deseo de aprender, hasta los pobladores del lugar que con mucha hospitalidad estaban siempre dispuestos a colaborar en todo lo que podían.

 

Durante esa semana no solo aprendí de fauna, también aprendí de como se pueden crear nexos tan fuertes con personas y lugares que apenas conoces y de como sí hay quienes hacen y dan sin esperar nada a cambio.

 

Ahora han aumentado en mi las ganas de seguir en esto, ha aumentado el amor por la fauna, por el trópico hermoso... y pues nada, aquí dejo una foto mía y de otros tres compañeros "en acción" con una anaconda hermosa.

 

Luis Gutiérrez quien dejo por un momento su taxi y descubrió la fauna de Venezuela.

Creo que fue unas de las mejores semana que he vivido, no solo por haber estado en contacto directo con la fauna de los llanos venezolanos, sino que pude compartir con excelentes personas, de las cuales aprendí un montón. Todos fueron profesores, todos fueron amigos. El curso fue muy enriquecedor, práctico y de mucha ayuda hasta para una persona como yo, que no se dedica a la fauna. Debemos agradecer a los profesores que nos tuvieron paciencia y se tomaron su tiempo para explicar todo. Las practicas creo que es lo que más se disfrutas, desde las 6am con las aves, hasta las 11 de la noche buscando reptiles...

 

Sin duda es una experiencia que no se olvida y que se quiere repetir, espero poder seguir realizando cursos con IBT, por que cambia la manera de pensar y de ver la fauna, y ese sentido de proteger todo ser vivo se vuelve más grande y con más responsabilidad.

 

Agradezco la oportunidad a BI, y agradezco al grupo completo pues de todos aprendí, a todos les pregunte y todos me respondieron.

 

Victoria Victoria nos cuenta acerca de sus experiencias con el IBT.

 

Cada día del curso fue intenso, activos desde las 5 am anillando aves, desayuno, clases, almuerzo, clases, salidas de campo y caminatas para la captura y observación de mamíferos y sin darte cuenta ya venía la cena para luego abrir redes y seguir la jornada con la captura de quirópteros o herpetofauna.

 

Ni hablar de las tertulias y momentos divinos con gente maravillosa de todas partes del mundo con tus ideales y amor por la fauna, profesores dispuestos a compartir sus conocimientos y brindarte su amistad y orientación sincera... particularmente quería hacerlo TODO, todos los días...


La sensación de que algo te falta cuando llegas a casa y despiertas sin alarma a las 4:30am para observar aves y te das cuenta que el curso terminó, esa es la señal que te dice "eso es lo que quiero hacer el resto de mi vida"


Sin duda alguna una de las mejores experiencias de mi vida, ahora me considero BI era de corazón :)